¿Por qué no tenemos coches autónomos?

coches

La gente que desarrolla coches que se conducen solos están sufriendo el síndrome de niño en el asiento de atrás. El resto del mundo no para de decirles ¿hemos llegado ya?

El público está ansioso porque los vehículos autónomos prometen acabar con los conductores ebrios, el peligro de los conductores cansados o distraídos. Aunque también es un público con miedos de dejar suelta por la calle una tecnología totalmente nueva y en cierta manera peligrosa. El mes pasado un coche autónomo de Uber mataba a una mujer que cruzaba la calle.

En cualquier caso, la gente quiere saber cuando llegarán los coches autónomos, cuando estarán listos. La respuesta más correcta y a la vez menos satisfactoria que hay es nunca. “La tecnología se está actualizando constantemente” dice Nidhi Kalraco-directora de la Rand  Corporation ‘s Center Algunas veces hablamos como si los coches autónomos fueran un producto único y con las actualizaciones de software tendríamos un vehículo nuevo cada semana”

 

Software, mucho software

coches software

Esto es lo que diferencia al vehículo autónomo de los vehículos más avanzados que salen de las líneas de producción hoy en día: Software, mucho software. Más de medio millón de líneas de código harán funcionar los diferentes sistemas y algoritmos que un día ayudarán a los coches a ir a cualquier lugar. Eso incluye los sistemas de localización nutridos por mapas en alta definición que ayudarán a los coches a “entender” en dónde se encuentran. También incluye el sistema de percepción que permite al vehículo conocer lo que ocurre a su alrededor. Por último, los sistemas de planificación que sintetizan toda la información para que el coche llegue del punto A al punto sin problema. Ah, y el software que hace que el coche se mueva sin necesidad de acelerar o de variar la dirección sin tocar el volante.

Hay una razón por la que los expertos van rebajando las expectativas del público en cuanto a la tecnología de vehículos autónomos y es la dificultad que entraña. Las diferencias de terreno, climatológicas o de vehículos entre países incluso entre ciudades. La mayor parte de las compañías trabajando en esta área están testando solamente en determinadas zonas o ciudades.

Cualquier producto es mejorado con el tiempo” dice Mike Wagnercofundador CEO de Edge Case Research, que ayuda a compañías especializadas en robótica a construir software. “Es el ciclo de vida de cualquier sistema”
Esto no debería crear perspectivas negativas pero no debemos olvidar que, como ejemplo, un coche autónomo construido hace 5 años que queremos que entre en servicio hoy, debe actualizarse ya que tendrá nuevos modelos de coche que reconocer, nuevos patrones de tráfico o incluso cambios en los patrones climáticos con los que lidiar.

coches autónomos

 

El entorno no es estático” dice Forrest IandolaCEO de la startup DeepScale, que desarrolla sistemas de percepción para coches autónomos. Incluso si en teoría tenemos un sistema perfecto para hoy, mañana será imperfecto” Los vehículos se encontrarán constantemente con nuevas situaciones en las carreteras o con obstáculos en los que los ingenieros no pensaron. “En el momento que enciendes cualquier sensor para enfrentarse al entorno, el número de cosas que puede ver es más o menos igual al número depermutaciones de los átomos del universo” diceIandola. ¿Que unos tigres se han escapado del zoo? Entrenemos al coche con imágenes de tigres y actualicemos.

También tenemos las actualizaciones que dan miedo. Las actualizaciones relacionadas con la seguridad deben seguir un proceso de validación exhaustivo antes de implementarse en los coches. Esto es territorio inexplorado para los ingenieros automovilísticos, incluso para los que validan el software de los coches que conducimos hoy en día. “Piensa que hoy tenemos mucho software en los coches. Frenada automática de emergencia o el limitador de velocidad adaptativa” dice Kalra.“Pero todo eso son algoritmos limitados. Están escritos a mano”.

Con los coches autónomos, el tamaño del sistema y la forma que tienen de interactuar hacen que perfeccionar estas actualizaciones hacen las cosas mucho más difíciles.“ El problema es que tradicionalmente a medida que aumentas la seguridad, haces el sistema más pesado y el ciclo tiende a ralentizarse” dice WagnerTienes que hacer algo de validación clásica antes de lanzar el producto”. La compañía de WagnerEdge Case Research, está trabajando en acelerar el proceso para que las actualizaciones de seguridad sean validadas e implementadas de forma rápida y precisa.

Los expertos consideran que empieza ahora la preparación para ese futuro iterativo en el que el coche se actualiza solo. Los ingenieros están construyendo muchos puntos de entrada de software para validar diferentes partes del sistema de forma independiente.  Las buenas noticias es que buena parte de los desarrolladores de coches autónomos están trabajando en solucionar estos problemas (esperemos que lo estén haciendo diligentemente). Otra buena noticia es que el sector va a necesitar trabajadores, así que si buscas trabajo no te lo pienses.

Artículo original de Wired